Analistas

¿quienes son estos analistas, investigadores, que lo analizan todo, las gentes, las costumbres y hábitos, los gustos y las antipatías?

Conozco a muchos porque estoy entre ellos, me muevo con ellos aunque vaya por libre, he trabajado para y con ellos durante más de 30 años. Cesar, Jose Luis (maestros), Mario, Anita, Huini, Rebecca, Josette y MªCarmen, Luis, Chemi, Jorge, Goyo, Paco, Asunción, Juanjo, Maria Jose, y tantos más. Gente que se pregunta qué, cómo y por qué, y saca sus conclusiones. Gente que a veces no se pregunta sino que deja a los otros preguntarse a sí mismos. Gente que, en el mejor de los casos, no deja de sorprenderse cada vez, cada nuevo intento de llegar a entender a los demás y sus mundos. Gente que probablemente se siente muy normal, a pesar de hacer algo muy poco normal, escuchar atentamente, observar y analizar, diagnosticar. Grandes palabras.

al final es un trabajo más, ¿no?

No; se intenta, pero no lo es. La des-conexión del final de la jornada de la mayoría de los trabajos no ocurre fácilmente con los analistas, siempre abiertos a recibir ideas, estímulos, “insights”. Con un pie en la creatividad y el arte de pensar, asociar, buscar conexiones, y con otro en la mecánica de la demoledora y exigente industria de la información de calidad, la que habla de lo que hacemos los humanos. Siempre para las marcas y su hambre de ideas, los gurús, los directores de marketing y de comunicación, que se deben a sus públicos y clientes, y para los insaciables algoritmos.

Los analistas están en esa batalla de la incertidumbre que tanto nos preocupa a las sociedades, en un occidente (y quizás también en oriente), y que, curiosamente, nunca han vivido un periodo histórico con menos incertidumbre que el presente. Algunos sustos sí, de algún virus malévolo o la enésima catástrofe económicas, climática, de valores, que los humanos nos aseguramos de generar regularmente. Es el deseo por saber más que el otro, antes que el otro, para tener más éxito que el otro, y sentir un poco de certeza. Hoy casi todo el mundo se siente analista, comentarista, operador, sea cual sea su formación y su profesión.

(foto en http://www.unsplash.com)

Profesionales arrastrados por su propia necesidad de saber y la presión de los que quieren comprar ese saber. Es la adrenalina de llegar a una idea luminosa, porque genera conocimiento, explota en miles de pequeñas ideas circundantes. O es el placer de llegar a conectar con otros, con los extraños a los que indagan, a los que escuchan, que se muestran y desnudan su interior por un regalo, por ser escuchados y tenidos en cuenta.

Llegará, ya esta llegando, el día de los algoritmos, los chatbots, la escucha activa por IA, y por ello, los nuevos analistas serán diferentes, quizás ni siquiera sean, en el sentido de ser de carne y hueso. Estos analistas humanos, de vocación, irán poco a poco mezclándose con los algoritmos, interactuando con ellos, como en tantas otras profesiones en transición, como la humanidad misma.

Pero la actitud, me gustaría pensar, seguirá siendo la misma; dejarse sorprender, pasión por entender, eliminar el prejuicio, dominar la propia vanidad, establecer la equidistancia correcta. Este no es un trabajo para charlatanes ni para remilgados, sino para humildes y auto-criticos. No habrá otra manera de entender, de conectar, de predecir, que con la “emoción abierta”, ese imposible.

salud y larga vida! analistas.

Publicado por jesusanguita10

“somos exploradores de emociones, de relatos, situaciones y momentos en cualesquiera contextos en que se den. Nos inspiramos en el arte de escuchar, observar, conversar, desvelar significados y hacer las conexiones. Somos especialistas en información cualitativa (#smalldata), en encontrar insights efectivos, que aportamos a los equipos de inteligencia de las marcas para amplificar su reflexión estratégica y alimentar el cambio”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: